Vall d’Hebron expone cómo la COVID-19 ha acelerado la digitalización de la salud y se prepara para el futuro en la Mobile Week

La crisis sanitaria de la COVID-19 ha dado un empujón al sistema de salud para prepararse para el futuro. En el contexto complejo y desestabilizador de la pandemia, la tecnología digital ha hecho de contrapeso ofreciendo cierta estabilidad y continuidad a los cuidados. El Hospital Universitario Vall d'Hebron participa en una mesa redonda de la Mobile Week donde destaca cómo la telemedicina fue el hilo que mantuvo unidos a médicos y pacientes en la primera ola y cómo la digitalización se ha acelerado para quedarse.

16/03/2021

La COVID-19 ha acelerado tendencias, ha roto tabúes y desestigmatitzado la relación digital entre médico y paciente. Este año, el impacto de la pandemia en la telemedicina es el hilo conductor de la Mobile Week Barcelona, que un año más se celebra en un formato híbrido dentro del marco del Mobile World Congress (MWC). El Hospital Universitario Vall d’Hebron ha sido el protagonista de una de las mesas redondas: “Telemedicina: la relación paciente-profesional en las consultas virtuales”.

El Dr. Josep Antoni Ramos Quiroga, jefe del Servicio de Psiquiatría del Hospital Universitario Vall d’Hebron, ha moderado la charla en que han participado la Dra. Judith Sánchez-Raya, jefe del Servicio de Medicina Física y Rehabilitación; Lidia Àgueda, madre de una de sus pacientes, Ona, que tiene uno limfedema primario y ha hecho tratamiento telemático de alta complejidad durante la pandemia; Eva Aurin, jefe de la Unidad de Innovación y Salud Digital del Hospital Universitario Vall de Hebrón, y Nuria Pastor, CEO de humanITcare, con una amplia experiencia en ciencias y negocios clínicos.

Sus reflexiones han ayudado a repasar algunas de las soluciones tecnológicas creadas para hacer visitas telemáticas.

La Dra. Sánchez Raya ha empezado recordando que la llegada de la COVID-19 los cogió desprevenidos. “Teníamos alguna herramienta digital, pero no solucionaba el problema para conectarnos con nuestros pacientes”, ha admitido. “De un día para otro, cerraron los gimnasios. Y no podíamos dejar sin atender a nuestros pacientes. A niños como Ona, la hija de la Lidia, que tiene un linfedema y necesitaba unas curas”, ha recordado. “Un tratamiento de linfedema es un masaje, pero cómo vendes un masaje a una niña de cuatro años?”, ha planteado esta pregunta la Dra. Sánchez-Raya. Antes de seguir con el relato, la CEO de humanITCare, Nuria Pastor, y la jefa de la Unidad de Innovación y Salud Digital del Hospital Universitario Vall d’Hebron, han dado algunas respuestas.

Nuria Pastor ha explicado que la plataforma humanItCare, que ha desarrollado su equipo, precisamente permite conectar al médico con sus pacientes a distancia. Durante la pandemia, recibieron peticiones de diferentes equipos médicos y desarrollaron sistemas de videollamadas y chats para facilitar la relación con los pacientes, sobre todo, con pacientes crónicos. Antes de la pandemia, su startup tenía 5 trabajadores. Ahora, son 15 empleados y trabajan con 20 centros sanitarios. Uno de estos centros es el Hospital Universitario Vall d’Hebron. Con el equipo del Dr. Ramos Quiroga, por ejemplo, han desarrollado plataformas específicas que se adaptan a las necesidades de patologías concretas como pacientes con alcoholismo crónico.

La inteligencia artificial y la impresión 3D

La jefa de la Unidad de Innovación y Salud Digital del Hospital Universitario Vall d’ Hebron ha explicado que al inicio de la primera oleada ofrecieron su experiencia a todos los profesionales. “La telemedicina ya existía, no hemos inventado la rueda, pero la conclusión de estos meses es que se puede innovar y transformar rápidamente cuando es necesario”, recuerda. Al margen de la telemedicina, destaca dos tecnologías con un futuro prometedor dentro de la salud: la inteligencia artificial y la impresión en 3D. Con inteligencia artificial se desarrollaron algoritmos que sirvieron para avanzar si un paciente con COVID-19 podía desarrollar una forma grave de la enfermedad. Y con las impresoras 3D se imprimieron pantallas cuando no había mascarillas o piezas para intubar a los pacientes.

La Dra. Sánchez Raya ha recuperado el hilo para explicar que empezaron por definir qué era la telemedicina. “Más allá de llamar a los pacientes y hacer teleconsultes, nuestros profesionales -fisioterapeutas, terapeutas ocupacionales, logopedas- grabaron vídeos con ejercicios para los pacientes para poder implementarlos a través de una plataforma”, explica.

Lidia Àgueda, la madre de la Ona, recuerda que al principio les chocó hacer fisioterapia en línea, pero después la experiencia ha estado “muy positiva”. “Pierdes el factor humano, pero los profesionales fueron capaces de transmitir este afecto al que estamos acostumbrados”, asegura.

Ahora, el reto es no improvisar y planificar un cambio estratégico y presupuestario de país para avanzar hacia un modelo más preventivo

Compártelo:

Subscríbete a nuestros boletines y forma parte de la vida del Campus

Selecciona el boletín que quieres recibir:

La aceptación de estas condiciones, supone que da el consentimiento al tratamiento de sus datos personales para la prestación de los servicios que solicita a través de este portal y, si procede, para hacer las gestiones necesarias con las administraciones o entidades públicas que intervengan en la tramitación, y su posterior incorporación en el mencionado fichero automatizado. Podéis ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición dirigiéndoos por escrito a web@vhebron.net, indicando claramente al asunto "Ejercicio de derecho LOPD".
Responsable: Hospital Universitari Vall d'Hebron - Institut Català de la Salut.
Finalidad: Gestionar el contacto del usuario.
Legitimación: Aceptación expresa de la política de privacidad.
Derechos: Acceso, rectificación, supresión y portabilidad de los datos, limitación y oposición a su tratamiento.
Procedencia: El propio interesado.