Pacientes de Vall d’Hebron y alumnos de la escuela Thau Barcelona ponen en marcha el nuevo huerto terapéutico del Hospital

Pacientes con lesiones medulares y daño cerebral adquirido y alumnos de la escuela Thau Barcelona han construido nuevas jardineras y han implementado cultivos en una iniciativa que mejora el bienestar emocional de los pacientes.

04/04/2022

Vall d’Hebron ha renovado el huerto terapéutico situado junto al Hospital de Traumatología, Rehabilitación y Quemados en colaboración con alumnos de la escuela Thau Barcelona. “A los pacientes con daño cerebral adquirido o lesiones medulares les empodera ocuparse del huerto y estar al aire libre socializando, hecho que mejora su autoestima y adherencia al tratamiento”, reflexiona Sandra Ponce, enfermera supervisora de hospitalización del Hospital de Traumatología, Rehabilitación y Quemados.

“Hay que destacar que el huerto terapéutico se incorpora dentro de un plan integral de Neurorrehabilitación para los pacientes con daño cerebral, del cual forma parte la robótica, la realidad virtual, la fisioterapia, la terapia ocupacional, la neuropsicología y la logopedia”, destaca la Dra. Susana Rodríguez, jefa de sección de NeuroRehabilitación. “En el caso de los lesionados medulares, el huerto tiene demostrados beneficios terapéuticos en el control de las manos y el movimiento, además de promover la comunicación verbal entre los pacientes y mejorar su estado de ánimo al realizar una actividad al exterior”, pone de relieve la Dra. Lluïsa Montesinos, jefa de la Unidad de Lesionados Medulares.

Desde el 2018 ya había un huerto terapéutico junto al Hospital de Traumatología, Rehabilitación y Quemados, como resultado de un proyecto presentado por Sandra Ponce al concurso Jo Innovo, una iniciativa de Vall d’Hebron para incentivar la innovación entre todos sus profesionales, que pueden presentar proyectos para mejorar los servicios y la atención de los pacientes. El proyecto del huerto terapéutico se clasificó como finalista.

Pacientes y alumnos trabajando la tierra codo con codo

En esta iniciativa es fundamental la colaboración entre los pacientes y los profesionales de Vall d’Hebron y los alumnos de la escuela. Los chicos y chicas de tercero de la ESO de la escuela Thau Barcelona han construido varios elementos de jardinería para el huerto terapéutico de Vall d’Hebron, con material reutilizado como palés de madera: un banco, dos jardineras para plantar hiedras, un huerto urbano adaptado para pacientes con movilidad reducida para espinacas y fresas, dos casas y un comedero para pájaros y un huerto para plantas aromáticas. La renovación del huerto terapéutico es posible gracias al proyecto Fent Verd de la escuela Thau Barcelona, que propicia el contacto de sus alumnos con el entorno natural más próximo y tiene como lema “El corazón verde de una escuela, un pulmón para la ciudad”.

Periódicamente, los alumnos harán actividades de jardinería al huerto terapéutico conjuntamente con los pacientes del Hospital de Traumatología, Rehabilitación y Quemados. “La escuela y el hospital parecen dos instituciones muy diferentes, pero tienen muchos puntos de conexión, el empuje y alegría de estos chicos y chicas benefician a los pacientes de Vall d’Hebron y ellos también conocen así otras realidades”, valora Consuelo Álvarez, adjunta de la dirección de Enfermería de Vall d’Hebron.

“Es una muy buena iniciativa de carácter educativo y social, cargada de optimismo y de energía positiva, que establece una vinculación innovadora e ilusionante entre dos instituciones que comparten vocación de servicio y de mejora del presente”, coincide Agustí Olivares, director de la escuela Thau Barcelona. A la hora de elegir las plantas que se cultivarán al huerto, se han priorizado que sean de crecimiento rápido, como lechugas, fresas y espinacas, para que tanto los pacientes de Vall d’Hebron como los chicos y chicas vean el resultado de su trabajo.

La colaboración entre Vall d’Hebron y la escuela Thau Barcelona quedará reforzada por unas charlas por parte de los profesionales sanitarios para que los chicos y chicas conozcan la realidad de los pacientes que han sufrido lesiones medulares o que tienen secuelas neurológicas.
 

“A los pacientes con daño cerebral adquirido o lesiones medulares les empodera ocuparse del huerto y estar al aire libre socializando, hecho que mejora su autoestima y adherencia al tratamiento”, reflexiona Sandra Ponce, enfermera supervisora de hospitalización del Hospital de Traumatología, Rehabilitación y Quemados.

Compártelo:
Professionals

Subscríbete a nuestros boletines y forma parte de la vida del Campus

Selecciona el boletín que quieres recibir:

La aceptación de estas condiciones, supone que da el consentimiento al tratamiento de sus datos personales para la prestación de los servicios que solicita a través de este portal y, si procede, para hacer las gestiones necesarias con las administraciones o entidades públicas que intervengan en la tramitación, y su posterior incorporación en el mencionado fichero automatizado. Podéis ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición dirigiéndoos por escrito a web@vhebron.net, indicando claramente al asunto "Ejercicio de derecho LOPD".
Responsable: Hospital Universitari Vall d'Hebron - Institut Català de la Salut.
Finalidad: Gestionar el contacto del usuario.
Legitimación: Aceptación expresa de la política de privacidad.
Derechos: Acceso, rectificación, supresión y portabilidad de los datos, limitación y oposición a su tratamiento.
Procedencia: El propio interesado.